BREVE HISTORIA

01.04.2020

En las décadas de los setenta, los cambios políticos, sociales y culturales, dan cuenta de los requerimientos de ampliar la cobertura educacional de nuestro país. Desde este enfoque en el año 1971, se funda nuestro establecimiento, con el nombre de Liceo A-28 en un local facilitado por el Colegio San Ignacio (en un inicio como anexo del Liceo de Aplicación), en la jornada de la tarde.

Los primeros años de vida de nuestro establecimiento se transforman en desafíos de constituirse como un centro educacional con identidad propia, de allí que en una de las estrofas del himno del Liceo A-28 expresa:

"El liceo 28 te acoge,

y te entrega una noble misión,

construir la grandeza de Chile,

su justicia y su liberación".

Junto con los cambios acontecidos a nivel nacional en 1973, eventos que dividen y generaron dolor en la gran mayoría de los chilenos y chilenas, en el año 1974 el Liceo se traslada de espacio físico, ocupando algunas dependencias del establecimiento que actualmente se conoce como Liceo Arturo Alessandri Palma en la comuna de Providencia.

Los requerimientos de las nuevas autoridades gubernamentales, continúan enfocadas en ampliar la cobertura educacional (no resuelta en los años anteriores), por lo cual en 1975, se traslada a terrenos de uso agrícola, pertenecientes a la comuna de Maipú: su actual ubicación.

Desde su instalación en Av. 5 de Abril, comienzan los desafíos para transformarse en una alternativa científico humanista, aún como A-28, entregando posibilidades de educación a cientos de estudiantes, hoy muchos de ellos profesionales de éxito y buenos seres humanos. Haciendo práctica las estrofas de su himno:

"Juventud liceana adelante,

une al pueblo tu canto y acción,

orientando tu vida al estudio,

Al trabajo, la paz y el amor."

Los cambios vividos en la segunda mitrad de la década de los setenta también afectaron aspectos administrativos que generaron en el año 1978, el cambio de nombre de Liceo A-28 a Liceo A-70 con el cual se le conoce hasta el dia de hoy.

En 1979, el Liceo en la perspectiva de entregar mejores oportunidades de formación educativa extiende su enseñanza a la Educación General Básica y Párvulos.

Durante los años 1979 a 1989, nuestro establecimiento, con el nombre institucional de Liceo A-70, inicia el camino complejo de transformarse en un establecimiento educacional reconocido por la comunidad. En un principio como establecimiento perteneciente a la comuna de Maipú, y posteriormente con el proceso de municipalización educacional, traspasado a la naciente comuna de Estación Central en 1986.

Durante este tiempo, diversas son las actividades, aniversarios y actos solemnes que pasaron por este espacio educacional, el cual físicamente era de tierra y con muchas limitaciones de infraestructura. Sin embargo, las limitaciones no fueron impedimento de lograr aquellos anhelos identitarios expresados en el himno del Liceo A-70:

"Llevaremos tu nombre grabado

Para Chile un ejemplo sin par,

Y, aunque pasen veloces los años

No podremos olvidarte jamás

En la búsqueda de ampliar su formación educacional, desde 1989, el esfuerzo de docentes y funcionarios del liceo (muchos de ellos presentes en la actualidad), se crea la enseñanza Técnico-Profesional en el área comercial con las especialidades de Secretariado y Contabilidad.

En el marco de la recuperación de la democracia, desde 1990 nuestro establecimiento inicio un proceso de mejoramiento y modificación del Proceso de Enseñanza y Aprendizaje en pos de preparar las condiciones para iniciar loa nuevos desafíos de la Reforma Educacional. Además, el Liceo pasa a denominarse CENTRO EDUCACIONAL MUNICIPAL DR. AMADOR NEGHME RODRIGUEZ, en honor al insigne educador, médico, investigador y científico, decano de la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile.

Durante los primeros años de la década de los noventas el establecimiento logra importantes premios relacionados con la seguridad escolar. Obteniendo también logros importantes en mediciones estandarizadas a escala nacional, como es el SIMCE.

En 1994 se ingresa al programa de Mejoramiento y Calidad de la educación MECE, en 1995 se ingresa a MECE Media y en 1996 se ingresa al proyecto Enlaces con la implementación de las nuevas tecnologías y el uso del computador. Durante este período hay una fuerte inversión en infraestructura y medios didácticos, destacando la implementación de una biblioteca (hoy día conocida como Centro de Recursos para el Aprendizaje CRA), entre otras muchas mejoras. Todos estos cambios, también implicarían desafíos nuevos para los trabajadores de este establecimiento, el cual poco a poco se transforma en una alternativa municipal válida para la comuna de Estación Central, en el marco de la diversidad social y cultural.

Durante las últimas décadas del s. XX e inicio del S XXI, los requerimientos como institución nos impulsan a desarrollar nuestro Proyecto Educativo Institucional actual (carta de navegación de los sueños y proyecciones que como miembros de este centro educativo deseamos). Desde el 2001 nuestro establecimiento construye su Proyecto Educativo Institucional, y consecuente con éste incorpora a todos los niños, niñas y jóvenes, de comunas vecinas a las nuestra como: Maipú, Cerrillos, Pudahuel, entre otras, generándose una gran diversidad de estudiantes y con ello nuevos desafíos. Frente a esto el establecimiento se incorpora a programas conocidos como P-900, para la Enseñanza Básica y al programa Liceo para Todos, en la Enseñanza Media. Todo esto con el fin de hacer práctica diaria la misión de nuestro establecimiento.

Desde el 2005, nuestro Liceo se incorpora a la Jornada Escolar Completa, y con ello nos transformamos en establecimiento Científico-Humanista (trasladando las especialidades técnico Profesionales que tenia el liceo al actual Liceo Guillermo Felliu Cruz (A -71), generándose nuevos requerimiento y necesidades que implican hasta hoy hacer un esfuerzo por ser una instancia válida de educación frente a la amplia oferta de establecimiento particulares subvencionados.

Los últimos años, junto con logros, desafíos y debilidades, hemos sufrido los efectos de una educación municipal que está en permanente juicio y crítica.

El siglo XXI, lo proyectamos como centro educacional donde se complemente la solidaridad, el sentido humano, de desarrollo tecnológico y los requerimiento laborales e intelectuales. Durante su primera década nuestro establecimiento vivió transformaciones importantes desde su infraestructura, creando y generando nuevos espacios que posibiliten un aprendizaje integral. Junto con esto, se corrige la decision de haber suprimido las especialidades y suma desde el año 2011 la implementación de la especialidad técnico profesional de Electricidad, la cual ofrece una nueva alternativa a nuestras y nuestros estudiantes de trabajar y continuar estudiando en una actividad de importancia socioeconómica.

Las movilizaciones estudiantiles de la segunda decada del siglo XXI han evidenciado las carencias y debilidades del establecimiento, exigiendom de parte de las autoridades mayor celeridad en la solucion de los problemas de infraestructura del establecimiento. Asi por ejemplo se construye un moderno gimnasio para realizar las actividades deportivas. Gracias al programa Movamonos por la Educacion Publica, se habilitan salas - taller que permiten diversificar y mejorar la oferta educativa.

Se hace necesaria una educación integradora donde los y las docentes entreguen lo mejor de sí, humana y académicamente, pero también donde los y las estudiantes vean a este espacio como una oportunidad que puede entregar las herramientas necesarias para transformarlos y transformarlas en autores de su propio destino.

Durante casi medio siglo nuestro establecimiento ha vivido momentos de alegría, tristeza, satisfacción, en los cuales diferentes docentes han sido los gestores y directores de esa comunidad educativa.

En la actualidad, el liceo cuenta con 27 cursos que totalizan una matricula de 846 de los cuales el 42% es migrante, situacion que nuevamente ofrece una oportunidad para crecer y practicar la tolerancia y respeto por todos y cada uno de los integrantes de la comunidad escolar.

Los Directores y Directoras que han liderado y coordinado nuestro establecimiento desde su fundacion son:

Luis Veliz R.

Daniel Salazar.

Luisa Nuñez A.

Rosa Garmisk.

Celia Dorma.

Alicia Cienfuego del Solar.

Jorge San Martín N.

María Luisa Pizarro A.

Carlos Morales C.

Víctor Sanz M.